EXTRANET CLIENTES    |    |    

HOME / NOTICIAS

13/07/2017

Las Letes tentaron menos pero aún así recaudaron u$s 750 millones

El Ministerio de Finanzas consiguió cada dólar que buscaba con emisiones a 9 y 15 meses, que pagaban 2,94% y 3,26%, respectivamente. Pero tras la suba del dólar y de los rendimientos de bonos en moneda dura, la letra más larga perdió brillo y atrajo menos posturas.

Colocar Letras del Tesoro en Dólares (Letes) se volvió un poco más difícil después de la disparada que protagonizó el dólar el último mes y las caídas que experimentaron los bonos en dólares de la mano de un empeoramiento de las condiciones a nivel global. Con todo, a los inversores minoristas poco les importó y volvieron a ser los protagonistas en una licitación en la que se lograron recaudar los u$s 750 millones buscados.

Según informó el Ministerio de Finanzas, tras la colocación de Letes de ayer se refinanciaron vencimientos por u$s 840 millones y se cancelaron por u$s 51 millones. Esto es por la colocación de u$s 750 millones al mercado y u$s 90 millones a entes públicos.

De lo emitido en el mercado, se colocaron u$s 500 millones en Letes a 273 días y u$s 250 millones a 455 días. Se recibieron 5.757 órdenes de compra, de las cuales alrededor del 90% fueron suscriptas por ahorristas minoristas que tomaron menos de u$s 50.000 cada uno.

La emisión consiguió así cada centavo que buscaba, con lo cual fue un éxito. Lo que además se vio es que conseguir esos fondos fue más difícil, dado el menor interés inversor.

Según operadores, algunos rescates en los últimos días en fondos comunes de inversión que invierten en Letes generaron ventas de los papeles de corto plazo que emite el ministro Luis Caputo, para cubrir esas salidas.

También, el atractivo que generan bonos en dólares cuyos rendimientos se vieron agrandados por la caída en el precio hicieron que los inversores institucionales se acercaran con menos ímpetu a las Letes.

Claro que la emisión cuenta dos historias distintas según el plazo. La letra más corta, a 9 meses de plazo, recibió ofertas por u$s 1490 millones, casi u$s 1000 millones por encima de lo que se emitió. En el plazo a 15 meses, en cambio, las ofertas fueron por u$s 263,6 millones, unos pocos millones por encima de los u$s 250 millones colocados.

“La demanda por Letes cayó un poco porque otros bonos como los dollar linked cayeron y empezaron a ofrecer mejores rendimientos”, dijo un administrador de fondos. “Además, una vez que se calmó el dólar empezaron las salidas de activos en dólares para tratar de hacer tasa en pesos”, agregó.

No es la primera vez que Caputo tiene problemas para atraer ofertas a las Letes a más largo plazo. En la licitación del 14 de junio pasado se adjudicaron cada uno de los u$s 428 ofrecidos por la letra a 532 días, levemente por debajo de los u$s 500 millones buscados.

Un problema crónico de los plazos a más de un año es que no pueden contar con las ofertas de los fondos comunes de Letes creados para el blanqueo, porque sólo pueden invertir en bonos públicos de hasta un año de duración y en Letes. Algunos se animan a leer la normativa al pie de la letra y toman Letes largas porque, así redactado, el tope pesaría sólo para los bonos públicos. Otros fondos no se alejan de los 365 días.

“Si comparás con el 23 de mayo, cuando se emitieron Letes a un plazo parecido, ves que el tramo largo recibió ofertas por u$s 1110 millones, cuatro veces más. En ese momento el 20% de las ofertas fueron al plazo largo a pesar de que se licitaban tres plazos, hoy (por ayer) el 13%”, dijo otro operador. “Es decir, mires como lo mires, se reaccionó a la suba del dólar buscando posiciones más cortas”, agregó.

En esa misma licitación, por ejemplo, las Letes ofrecían un rendimiento muy superior al de los bonos en dólares más cortos. La de 452 días pagaba 3,34% anual mientras que el Bonar 2018 rendía 2,6%. Ayer, con sólo un mes de diferencia entre los dos vencimientos, la Lete más larga pagaba 3,26% pero con el Bonar 18 rindiendo 3,1%.

FUENTE: EL CRONISTA